Un HMI es un interfaz visual diseñado para leer, monitorizar y controlar cualquier tipo de aplicación o sistema industrial. La usabilidad del HMI determina nuestra eficiencia ejecutando las tareas.

En entornos industriales, se aplican los mismos principios de usabilidad que en mercados de gran consumo o dispositivos personales. El objetivo es crear una interacción fácil y eficiente que permita al usuario aprender rápidamente el funcionamiento del interfaz y pueda ejecutar tareas rápidamente. Por ello, la sencillez de las soluciones HMI es esencial para una óptima y rápida adaptación del usuario.

Control y Supervión

Con una correcta integración UX (“user experience”) conseguimos agilizar el trabajo, aumentar la productividad en nuestras líneas de producción y evitar posibles errores.

Les dejamos algunos consejos para mejorar la usabilidad en instalaciones de HMI.

1. Ponerse en el lugar del operador

Antes de instalar el HMI hay que pensar en las necesidades de la aplicación. No obstante, no hay que olvidar las necesidades y características del usuario/operador que va a utilizarlo. Una buena manera de detectar esas necesidades es entrevistar directamente a los futuros usuarios de la solución HMI que se pretende desarrollar e implantar, nos puede ahorrar tiempo y dinero en actualizaciones y mejoras.

2. Visualice y pruebe el flujo de trabajo.

Diseñe previamente los flujos de trabajo para que la aplicación HMI sea totalmente funcional; cuáles son las tareas principales que deben llevarse a cabo, las secundarias, atajos etc. Considere cómo se debe configurar el HMI para que sea lo más eficiente posible para ejecutar las tareas necesarias.

3. Cree y ajuste su proyecto HMI

Ayude al operador a ver qué es lo más importante y permítale configurarlo en función de sus preferencias. Es importante tener en cuenta el diseño visual: fuente y tamaño del texto, tamaño y color de los pulsadores y objetos utilizados en la aplicación gráfica, etc. Utilice colores y objetos animados de la misma manera para dirigir la atención y el flujo del proceso. Reconozca las acciones del operador cambiando los contrastes en los pulsadores o dando una respuesta afirmativa (esto ayuda a generar confianza en el sistema). Agregue contenido cuando sea necesario; demasiados elementos visuales o información abarrotan la pantalla y dificultan que el operador mantenga el foco.

4. Utilice de forma correcta los símbolos e identidad de marca

Use los símbolos reconocidos en su campo particular, así como las reglas comúnmente aceptadas en su país o territorio como el significado de colores y símbolos de pulsadores para evitar confusiones y proporcionar al usuario diálogos familiares. Adaptar la solución HMI al entorno sociocultural puede ser importante para la aceptación y reacción positiva de los usuarios del sistema o interfaz gráfico. Por otro lado, es recomendable personalizar la aplicación creando un diseño homogéneo de la compañía en toda su gama de productos utilizando estilos y plantillas de pantalla.

5. Diseño homogéneo

Aplique el mismo estilo en todas las fases y pantallas de la aplicación. De esta forma, evitamos errores, aceleramos los procesos y los usuarios aprenden rápidamente y pueden concentrarse en las tareas operativas. Evitar diseños confusos o extraños que desvíen la atención del usuario favorecerá significativamente la sensación de comfort en la utilización de la aplicación HMI.

6. Agrupe los objetos de la aplicación HMI con cuidado

Los objetos que se colocan como un grupo, o simplemente cercanos unos de otros, también se perciben como conectados en su funcionalidad. Tenga en cuenta esto para mejorar la relación entre, por ejemplo, varios parámetros que se muestran desde el mismo motor, válvula o equipo agrupado que se desee representar. Los objetos que no están relacionados no deben colocarse juntos para evitar confusiones, y también tenga en cuenta que, si los objetos están diseñados para que se parezcan, las personas también percibirán que pertenecen a la misma unidad funcional. Si el proyecto requiere que se presente mucha información en una pantalla, los menús inteligentes y los cuadros de diálogo emergentes pueden ayudar al usuario a obtener rápidamente una visión general de lo más importante.

"A medida que el Hardware y Software relacionados a las máquinas se vuelven cada vez más genéricos, la usabilidad de su solución es una oportunidad para diferenciar su solución de la competencia"

Software iX HMI – Diseño pensando en la experiencia de usuario

Software HMI iX Developer

El software iX HMI de Beijer Electronics se desarrolló teniendo en cuenta herramientas inteligentes para la creación de interfaces de operador eficientes. El software también ofrece herramientas inteligentes para ayudar a mostrar grandes cantidades de información y mantener un diseño homogéneo en toda la aplicación HMI. Con soporte para scripts (código estructurado) en C# y componentes de terceros basados en tecnología.NET, el software iX ofrece grandes oportunidades para personalizar, no solo la apariencia, sino también la funcionalidad para las necesidades específicas de su aplicación.

Otras novedades y tendencias actuales en la Industria 4.0

Ver todo el contenido de la Fábrica del Futuro

Consejos y recomendaciones para optimizar nuestras instalaciones y aplicaciones con HMI